Es muy común que las instituciones rectoras en la nutrición saludable, revisen cada periodo de tiempo,  la ingesta de alimentos diaria para una óptima salud física; sin embargo, cuando se trata del cerebro, no obstante la apuesta que ha hecho la neurociencia para abrir esa puerta y mostrarnos su propio sistema de navegación, somos más cuidadosos con la selección de información acerca de esa estructura neuronal a veces vista como algo que opera a puertas cerradas.

Estamos muy escasos de buena informacion sobre lo que se necesita para tener una mente sana y en esta extraordinaria oportunidad, de la mano de este médico psiquiatra de la Universidad de Harvard, prodigioso investigador con diversas publicaciones científicas relacionadas con el Cerebro y de su colega David Rock, queremos compartir uno de sus más recientes aportes:

El plato de la mente saludable

1) Tiempo para dormir

2) Tiempo para  enfocarse

3) Tiempo para realizar ejercicios

4) Tiempo para el silencio

5) Tiempo para descansar

6) Tiempo para divertirse

7) Tiempo para socializar

Nos invita “a asegurarnos de que todos los días estemos consumiendo los ingredientes adecuados en nuestra dieta mental, aun cuando  sea por sólo un poco de tiempo,  del mismo modo que tomamos la precaución de no comer pizza todos los días y durante todos los días”.

… “cuando utiliza la metáfora del plato, nos recomienda ingerir diariamente cada una de estas porciones porque la mente sana emerge de un proceso llamado integración  vinculando los diferentes componentes de su sistema. Hacer variar el foco de atención del cerebro con este espectro de actividades mentales, le dan  la oportunidad para multiplicar sus  conexiones y en consecuencia potenciar los resultados. También nos sugiere probar combinaciones que pueden funcionar muy bien”

Buen apetito para nutrir el bienestar mental cada día.